Andorra

El Principado de Andorra fue fundado en 805 por Carlomagno en agradecimiento a sus ciudadanos por la ayuda prestada en la lucha contra los sarracenos y nace como país en 1278 tras la firma de los Pareatges donde se estableció la cosoberanía del obispo de la Seo de Urgel y el Conde de Foix, posterior rey de Francia.

Después de 700 años de paz, Andorra se convierte en un coprincipado cuyos jefes de Estado son el obispo de la Seo de Urgel y el presidente de la República Francesa. Su Constitución es del año 1993, fecha en la que entra a formar parte de la ONU.

Andorra está formada por siete Parroquias o divisiones administrativas:

Canillo, Encamp, Ordino, La Massana, Andorra la Vella, Sant Julià de Lòria y Escaldes-Engordany.

Su moneda es el euro i su lengua oficial el catalán.

El Principado de Andorra es uno de los estados más pequeños del mundo con sólo 468 km², y uno de los cinco micro estados del continente europeo, de los cuales es el segundo más grande y el más poblado con una población de unos 84.082 habitantes. Sus habitantes tienen una esperanza de vida de las más altas del mundo.

Andorra ha sabido conservar su peculiar cultura a lo largo de los siglos, sobreviviendo a los contratiempos, relacionándose con su entorno y sobre todo sin dejar de evolucionar para adaptarse a los nuevos tiempos.

La historia de Andorra ha dado lugar a una cultura con fuertes raíces medievales, latente en su bien conservada arquitectura románica y en algunos de sus usos y costumbres.

La gastronomía andorrana tiene una gran influencia tanto de la cocina catalana como, en menor medida, de la cocina francesa. Disfrute de los diferentes platos típicos, deliciosos y suculentos que podrá probar en los mejores restaurantes de nuestro país.

En Andorra se puede disfrutar del entorno natural y del medio ambiente. El país apuesta por la protección del medio ambiente y para la sostenibilidad.

 Puede disfrutar de su red de infraestructuras verdes, diferentes itinerarios, zonas protegidas de gran interés paisajístico, ambiental y cultural que permiten la movilidad sostenible y no motorizada de las personas, y contribuyen a mejorar la calidad de vida y la sostenibilidad ambiental del territorio andorrano.

El comercio y el turismo son sus grandes fuentes de riqueza y desde el año 2010 ha iniciado una profunda reforma fiscal que le ha permitido abrirse a las empresas extranjeras y desaparecer de la lista de paraísos fiscales de la OCDE.

En cuanto a los deportes, Andorra es miembro del Comité Olímpico Internacional desde 1975 y participa en los juegos olímpicos de verano y de invierno desde 1976.

El País de los Pirineos es líder en turismo invernal entre las estaciones de esquí Grandvalira y Vallnord suman 303 kilómetros de pistas de esquí, también podrán disfrutar de la práctica de otros deportes de nieve como el esquí de fondo, esquí de montaña, raquetas de nieve y otras actividades para toda la familia. 

 Ofrece también una oferta lúdica y turística única en Europa con Caldea y Inúu como referentes del termalismo, más de 1.200 establecimientos comerciales, 440 restaurantes e infinitas actividades a realizar que son un auténtico antídoto contra el aburrimiento.

Andorra es otra historia y os invitamos a descubrir cada uno de sus rincones más escondidos y únicos